EXPLORANDO

Ekaitz Maiz: yo me lo guiso, yo me lo como

Tras su última realización, Sistematik ihes, un 9a equipado por él mismo en Aizpún, hemos querido charlar con el prolífico escalador navarro sobre la filosofía que le mueve a la hora de escoger sus actividades.

Autor: | No hay comentarios | Compartir:

«La escalada no tendría sentido sin los amigos que haces en ella y con los que puedes hacer cualquier otra cosa además de escalar», comenta Ekaitz Maiz, un talento natural con raíces en Iruña que gusta de equipar y encadenar a discreción (aunque no indiscriminadamente). Han pasado 16 años desde que hiciera sus pinitos en la arista del monte Txindoki, hasta donde fue con su padre para iniciarse en una actividad que terminaría siendo una forma de vida y en la que ha sido capaz de moldear su impronta propia, legando al entorno friqui un abanico de oportunidades en las paredes de Aizpún, Etxauri o Lezaia, por resumir.

En su trayectoria, a parte de acumular amigos («Sin ellos probablemente no escalaría»), ha logrado apuntarse un buen número de rotpunkts de mérito. Sus preferidos: Legez kanpo, en Lezaia, que se convertía en su primer 8c; Bihotz alaiak (8c+) o Begi puntuan, (9a), ambas de Etxauri. «Curiosamente todas están equipadas por mí», reconoce Ekaitz, que recientemente añadía una joya más al listado de líneas de dificultad en Navarra con Sistematik ihes, su último noveno equipado y encadenado en Aizpún.

Aunque no están reñidas, ¿prefieres escalar o equipar?
Para mi van unidas. En momentos de desmotivación encuentro la motivación que me falta equipando, y está claro que si te pegas el curro de equipar una vía es por que algun día quieres escalarla.

¿Hasta que punto te importa el grado a la hora de equipar una vía?
No creo que sea cuestión de grado, más bien de que la línea que veas y te imagines realmente te atraiga y de la motivación, y creo que si tienes cierto nivel te motivarán las vías que se acerquen a ese nivel pero no quiere decir que no equipes vías que estén por debajo o por encima de ese nivel.

¿Y de probarla para su encadenamiento?
Esta es la parte más bonita y creativa (además de encadenar en sí) del proceso de una vía. Equipar y empezar a probar… ese paso que no sabes si se podra hacer se haga facilmente o ese paso que habias imaginado se haria fácil salga mucho más duro… es lo que realmente me llena.

«En momentos de desmotivación encuentro la motivación que me falta equipando».

¿Vas arreglando la vía para que tenga cierto grado?
Aunque el grado también me atraiga no arreglo las vías para que sean de cierto grado sino para que se puedan o las pueda hacer. Es determinante el nivel que tengas a la hora de «arreglar» una vía. Los ultimos años cada vez me estoy volviendo más «radical» en ese sentido, no me llenan las vías que tienen muchos picados, en las vías naturales no es determinante el nivel que tengas y además son mucho más creativas a la hora de escalarlas. Creo que esta «radicalización» es parte de mi evolución como escalador-equipador.

Esta claro, y para mi lo es, que el grado es algo motivante y que el afan de superacion te ayuda a progresar, pero no me gusta el avanzar a costa de lo que sea, es decir que para probar una vía me tiene que gustar la vía, no solo el grado que tiene. Creo que es un error muy común (en el que todos hemos caído en mas de una ocasión) el probar una línea solo por el grado, habiendo a su lado una que es algo más fácil pero que es mucho más atractiva.

¿Es distinto encadenar una vía propia que una ajena?
Sí, para mí las vías propias tienen una motivación extra, por algo te has pegado el curro, aunque si la vía es realmente buena eso puede no tener importancia.

¿Te has encontrado con los problemas típicos: regulaciones, prohibiciones… y cómo los solventas?
Por aquí, además de algun águila a la que le ha dado por anidar en medio de un sector, no ha habido grandes problemas, como ya he dicho no hay mucha masificación en los sectores y siempre que no aparques en la puerta del caserio… con un poco de respeto creo que cabemos todos.

¿Qué material prefieres utilizar?
Para mí, sin lugar a dudas, lo que mejor quedan son los químicos.

¿Tienes alguna recomendación para los que se inicien en el equipamiento?
Que no se corten por el «qué diran» ya que de los errores se aprende y que se trate de respetar las costumbres locales. Por ejemplo, me jodería mucho si alguno fuera a alguna vía mítica de Etxauri y le abriera una variante de dos chapas, aunque la vía no la haya equipado yo. En otras zonas lo de las variantes se lleva y lo respeto, pero hay lugares en los que no.


 

¿Frente a Cataluña cómo consideras tus escuelas locales?
Hombre Cataluña tiene un poderío de roca impresionante, y los escaladores más fuertes escalan allí. Aquí, en menor medida, pero no nos podemos quejar, en el radio de una hora y media en coche te presentas en mogollón de escuelas, además los nombres de Patxi, Iker, Ricar, Josune, Kara… siempre son una referencia respecto al nivel. Aunque cada lugar tiene su encanto y como yo he crecido en Etxauri y sus satélites, no los cambio por nada.

¿Cómo has visto el epicentro fanático de este invierno en Cataluña?¿No te animaba unirte?
Llevo dos años consecutivos pasando la Semana Santa en Lleida en casa de mi amigo David Gambús, además de alguna escapada de fin de semana y la verdad es que se respira el fanatismo. Algunos como Andoni Pérez han «emigrado» pero a mí me tira mucho lo de casa.

Siguiendo el camino de la sociedad en general, ¿la escalada cada vez tiende más a la comodidad: dejamos las cintas, ponemos clecas, se liman cantos…?
La verdad es que sí y a mí me entristece profundamente. Es un tema que he debatido con mis amigos en más de una ocasión y que realmente puede llevar a quemarte o desmotivarte, es decir, que una vez equipes una vía, la limpies, la marques, le pongas cintas venga uno y se la flashees… no pasa nada, pero que esto se convierta en una costumbre pues no, es como en el ciclismo cuando hay uno que siempre va a rueda y esprinta en los ultimos 50 metros, pues una vez lo puede hacer pero la siguiente… no se trata de ir siempre tirando, pero la gente que solo va a rueda por mucho grado que hagan no aportan nada y a mí personalmente tampoco me dicen nada.

«La gente que solo va a rueda, por mucho grado que hagan, no aportan nada y a mí personalmente tampoco me dicen nada».

Ekaitz sobre Begi puntuan, 9a de cosecha propia de Etxauri.- Foto: desnivelpress.comEkaitz sobre Begi puntuan, 9a de cosecha propia de Etxauri.- Foto: desnivelpress.com

¿Cómo respeta el entorno un equipador?
Hombre, al equipar una vía siempre alteras el entorno, y más si se trata de una zona nueva, pero como para todo se trata de ser lo más respetuosos posibles con el medio, y no vale excusarse con la cantera de allí o la carretera de aquí.

Hablame de una escuela y de un escalador con leyenda…
Para mí una escuela con leyenda sin lugar a dudas es Etxauri, es la que mejor conozco, la más cercana y la que más variedad tiene. Creo que está al nivel de Siurana, el Tarn o Ceüsse aunque no sea tan conocida. Y un escalador con leyenda te diría que Patxi Usobiaga, es el que está en la punta del iceberg y aunque dedique la mayor parte de sus energias a la competición es el escalador que más me ha impresionado con sus realizaciones y el día que deje de competir… ¡a ver si equipas alguna vía de tu verdadero nivel! Pero hay más: Gorka Karapeto, que cuando los planetas se ponen en línea es capaz de todo; Unai Alvira, ¿cómo puede escalar tanto con esa barriga? o Iker Arroitajauregi, que con luna llena…

 


 
Lecturas relacionadas

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.