Rosa Fernández “No disfruté nada en el Annapurna”

Pocas horas antes de tomar el avión de regreso a nuestro país compartimos con ella sus vivencias en el Annapurna. «La montaña en la que me he sentido mas indefensa y con menos posibilidades de éxito. Después de tantos días de tensión no me costó nada tomar la decisión de abandonar».

Autor: | 4 comentarios | Compartir:

La alpinista asturiana Rosa Fernández compartía expedición con Oscar Cadiach y Sechu López. Rosa ha ascendido seis ochomiles (Gasherbrum 2, Makalu, Everest, Lhotse y Kangchenjunga, Manaslu), y superado la montaña más difícl de su vida: un cancer de mama.

Tomó la decisión de abandonar y no seguir intentando la cima del Annapurna. Los motivos los explica con claridad en estos primeros párrafos:

“Fue una expedición muy dura, pues no disfrute nada de la escalada. En todo momento estaba mas pendiente de por donde podía venirme otra avalancha que de la ascensión. Una cosa es la dificultad y otra muy diferente estar jugándotela cada vez que sales del campo base. Tuve sensaciones que no había vivido antes y estoy contenta de la decisión que he tomado. La montaña estaba muy cargada de nieve y era una lotería: lo mismo te podía salir bien que te podías quedar allí.

Éramos un grupo fuerte y había sherpas que conocían la montaña, pero decían que nunca la habían visto tan blanca. El mío, Dorchi, cuando le transmití mi decisión enseguida dijo: “Ok, ok…” y se puso a recoger todo. Ellos también son humanos y ven el peligro.

Ahora mismo no me han quedado ganas de volver, pero imagino que en un mes ya no pensaré lo mismo. Lo que mas me ha gustado es compartir la expedición con Fara una amiga Irani y con Badia, mejicana, aunque ninguna hayamos conseguido llegar arriba la experiencia de lo que hemos vivido no nos la quita nadie”.

¿Cuales han sido tus sensaciones en el Annapurna?
Ha sido una experiencia muy dramática, creo que es la montaña en la que me he sentido mas indefensa y con menos posibilidades de éxito. Y no por falta de fuerzas. En muchos momentos me sentía como dominada por el miedo y la incertidumbre, con lo que las posibilidades de cometer un error aumentan y me daba cuenta de ello, esta inseguridad  es como una espiral que solo puede acabar en un accidente.

¿Cómo has visto la montaña?

Muy bonita, muy cargada de nieve, es una maravilla de la naturaleza. Desde el campo 2 impresiona el ambiente, y la carga de historia que tiene. También he estado muy a gusto con los compañeros, y con las otras mujeres alpinistas, a las que ya conocía de otras expediciones. El campo base está bastante bajo y se vive bien, pero el desnivel sigue siendo muy grande.

¿Un riesgo excesivo?

Con tanta nieve esa montaña es impredecible, te mueves en un ambiente de riesgo constante, hay avalanchas por todas partes y a cualquier hora del día o de la noche. Para subir en unas condiciones  mas parecidas a las de otros ochomiles, debería de estar sin nevar bastantes días, para que se estabilice , y que haga frío, pero sin viento. Esto endurece la nieve y favorece un avance mas rápido. Todo al revés de como me la he encontrado.

¿Muy difícil tomar la decisión de abandonar?

Realmente no, después de tantos días de espera, y de pasar tanta tensión, con los nervios a flor de piel, y con insomnio, no por mal de  altura sino por esa tensión. No  me sentía con el animo para vencer tantas dificultades. Viendo además que las previsiones meteo seguían fallando en los momentos importantes. Soy un poco intuitiva también en mis decisiones y cuando  decido que no, no me lo pienso mas,

No es la primera vez y estoy contenta de haberlo hecho, ya soy experta en darme la vuelta sin cumbre.

Hiciste el Kangchenjunga, una montaña más alta y también con fama de peligrosa ¿cómo la compararías con el Annapurna?

El Kangcheng es larga, complicada, difícil, y durísima, en ella el sufrimiento se alarga días y días, desde que sales del campo base hasta el ultimo paso de vuelta, pues incluso la bajada del C1 al base es delicada, no da tregua, pero el riesgo es diferente del Anapurna. El Kangcheng es mas de fuerza, constancia y determinación, está mas claro a los peligros a los que te enfrentas.

Una definición en pocas palabras de Oscar Cadiach

Historia  y entrega .Pasión por lo que hace. Cuanto peor está la montaña, mas disfruta y se motiva

¿Y de Sechu López?

Sacrificio y constancia, buen compañero .

¿Qué proyectos tienes ahora?

En agosto regreso al Nepal esta vez con bici, con nuestro club femenino UNAAUNA, haremos la travesía de Lasha a Katmandu pasado por el campo base de Everest. Al terminar ya veremos.

Algún consejo a las mujeres que sufran -como tu sufriste- un cáncer de mama…

No hay que rendirse ante nada en la vida, nuestra fuerza la desconocemos, pero está en nuestra cabeza, y hay que salir adelante día a día, no dejar de hacer tu vida normal, dentro de lo posible. Nunca hay que darse por vencido ni siquiera aunque los consejos médicos a veces sean negativos

Por último ¿qué has aprendido en el Annapurna?

He tenido una muy buena experiencia de  compañerismo, con grandes hombres y mujeres de la montaña.

También, y muy importante, que no solo la cumbre es el éxito, se puede triunfar sin alcanzar el objetivo, no solo  la meta es importante, es el camino recorrido el que realmente te hace sentir bien contigo mismo. Mi amor por las montañas no hace mas que crecer. Las montañas no se vencen, solo nos vencemos a nosotros mismos

 

 

 


 

4 comentarios

  1. Si todavía tuviese veinte años seguramente no entendería muy bien lo que dice Rosa con la naturalidad que tanto valoramos sus amigos. Pero como ahora tengo más del doble no puedo estar más de acuerdo con la decisión que ha tomado, lo verdaderamente difícil en esta vida es tomar decisiones conjugando el sentido común con nuestras ilusiones y valorando lo que se tiene y se vive en cada momento. No todo el mundo sabe hacer esto.

  2. Como decia Iñaqui ochoa » Subir una montaña es como comerte una buena tarta, conseguir la cima sería comerte la guinda de dicho pastel, lo más importante es disfrutar, si ni hay quinda no pasa nada ya me comí la tarta» !!! Un saludo a todos y felicitaciones a los que hicieron cumbre y a los que no tambien !!! Gracias.

  3. No conocía a Rosa -sorry!- pero sus últimas palabras me han hecho sentir muy intensamente y me han puesto la piel de Gallina!… gracias Rosa!! «no solo la cumbre es el éxito, se puede triunfar sin alcanzar el objetivo, no solo la meta es importante, es el camino recorrido el que realmente te hace sentir bien contigo mismo. Mi amor por las montañas no hace mas que crecer. Las montañas no se vencen, solo nos vencemos a nosotros mismos» Olé!

  4. no es por hacer polémica, pero me encantan los relatos de las montañas en los que se habla desde las emociones, muchas de ellas fuera de los conceptos solemnes y los datos técnicos. Y a lo que iba, muchas veces estos relatos vienen de mujeres. (no creo que los hombres no las tengan pero no las comparten con tanta facilidad). Ah! felicidades,y además porque has impulsado la idea de «disfrutar de la montaña» en el titular de la noticia.

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.