CONSEJOS PARA INICIARSE

Empieza a escalar con Adam y Ondra

El escalador checo ha publicado un vídeo con once consejos básicos para iniciarse en la escalada. ¿Quieres saber qué es lo más importante para él?

Autor: | No hay comentarios | Compartir:

Adam Ondra ha publicado un interesante y didáctico vídeo en el que proporciona once consejos para empezar a escalar. En la producción, el escalador checo aparece desdoblado: Adam es el escalador experto, que explica a Ondra cómo iniciarse en esto de la escalada. Más allá de una visualización divertida, también ofrece algunas claves importantes para los más inexpertos:

1. Trabajo de pies primero. Los escaladores llevan pies de gato para escalar. Un principiante no debe llevar pies de gato excesivamente ajustados ni curvados, sino más bien unos confortables y rectos.

2. Recuerda usar los dedos gordos tanto como puedas, para sentir bien los puntos de sustentación y saber si se puede resbalar o no. También se debe colocar el tobillo en una posición activa, para controlar mejor los movimientos de pies.

3. Coloca tus pies con precisión. Muchos escaladores que han aprendido en rocódromo, tienen tendencia a colocar los pies de gato por encima de la presa de pie y deslizarlos hacia abajo hasta encontrarla, algo que además de no ser demasiado preciso también contribuye a estropear los pies de gato con rapidez.

4. Acercar las caderas a la pared. Hay que colocar los pies de forma que debas realizar el mínimo esfuerzo posible con los brazos. Hay que situar el centro de gravedad lo más cerca posible de la pared, es decir, acercar las caderas a la roca lo máximo posible.

5. No tengas prisa. En vías fáciles, donde la mayor parte del peso recae sobre los pies, lo mejor es escalar lentamente, asegurándose de moverse con eficiencia.

6. Tómate un reposo en cuanto puedas. Hay que encontrar posiciones en las que puedas descansar mientras escalas. Si no, te vas a agotar inevitablemente. Posiciones en las que fiarte de tus pies, descansar los brazos e incluso agitarlos para reducir la concentración de ácido láctico.

7. Usa tus ojos para analizar todo el espacio y opta por la presa que te parezca mejor, en lugar de palpar y tocar toda la roca con las manos, perdiendo tiempo. Lo mismo vale para los pies.

8. No extiendas ni dobles tus brazos demasiado. Intenta mantenerlos en un ángulo natural.

9. No te estires demasiado. Cuando estés en una posición en la que no tienes ninguna presa cerca, no trates de estirarte demasiado para alcanzar más lejos. Quizás llegues a encontrar una presa pero alzarte luego puede que sea demasiado duro. Es mejor que trates de alzarte primero con los pies, para tener luego una mejor visión y moverte con más eficiencia.

10. Ponte de lado si hace falta. No siempre hay que mantenerse de cara a la pared. A veces, si la presa lo exige, es mejor girarse y ponerse de lado.

11. Sigue el lenguaje del magnesio. El magnesio reduce la sudoración y deberías usarlo moderadamente, porque nadie quiere escalar sobre presas grasietras tras de ti; así que se trata también de mostrar algo de respeto. Como los escaladores usan magnesio, dejan señales, o sea que allí donde haya magnesio es muy probable que sea una presa y la puedas usar.


 
Lecturas relacionadas
Desnivel 406 Abril/Mayo 2020

Desnivel nº 406

En este número de abril/mayo es un Especial Mujeres 150 años de alpini…

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.