AL LÍMITE DE LA SUPERVIVENCIA

Marek Holecek y Ondra Mandula llegan al CB del G-I dos semanas después

ACTUALIZADA (22 de agosto).- La cordada checa quedó bloqueada por el mal tiempo a 7.700 m, sin baterías para el teléfono ni apenas víveres y combustible. Han conseguido bajar y ponerse a salvo.

Marek Holecek
Marek Holecek
Desnivel.com | 8 comentarios |

ACTUALIZACIÓN (22/08/2016 a las 9:30 h).- Marek Holecek y Ondra Mandula están a salvo en el campo base de los Gasherbrums después de un épico intento a la cumbre del Gasherbrum I (8.080 m) por una nueva ruta en la cara suroeste. Los dos alpinistas checos partieron el 9 de agosto del CB y han regresado a él el 22 de agosto, es decir, exactamente 14 días después.

Tras la última actualización de su aventura, que los situaba cerca de la cima el 16 de agosto, no se volvió a saber nada más de ellos durante cuatro días. Sin embargo, nunca se alzó la voz de alarma, puesto que se sabía que las baterías de su teléfono estaban prácticamente agotadas. Fue este pasado fin de semana cuando se produjo la siguiente actualización: «Después de estar sentados en un vivac a 7.700 m, donde por la noche nos vimos envueltos en avalanchas, corrimos al plató donde estamos atrapados bajo el fuego, el viento y el vacío blanco. Las previsiones están fuera de control. Estamos casi a cero de comida y tenemos muy poca agua. Estamos mojados, ligeramente congelados y… Tenemos que escapar; quizás con la bendición de dios».

Por lo visto, el dúo consiguió escapar de esa horrible situación y llegaba al campo base por su propio pie.

Actualización del 16/08/2016

Marek Holecek y Ondra Mandula mantienen vivo el intento a cumbre del Gasherbrum I que lanzaron el pasado martes 9 de agosto y que se ha visto tremendamente dificultado por el mal tiempo. El pasado viernes informábamos que no habían conseguido pasar todavía de los 6.800 metros en tres días. Parece que las cosas se han movido desde entonces y, según las últimas informaciones, estarían muy cerca de la cima.

El mismo viernes habrían conseguido ascender unos 200 metros de desnivel más y montaron otro vivac a 7.000 m. Se mostraban con los ánimos altos y confiados en que los cielos despejados y los vientos débiles les permitirían continuar progresando durante los días siguientes. Sin embargo, no hubo noticias de ellos durante todo el fin de semana. Hasta que ayer lunes su equipo anunciaba que habían recibido un mensaje desde la montaña indicando que continuaban progresando en la parte superior de la montaña y que estaban a punto de hacer cumbre. Una cumbre cuya confirmación podría llegar hoy mismo.

Noticia publicada el 12/08/2016

La semana pasada, el Gasherbrum I (8.080 m) fue noticia por sus primeras cimas registradas del año, a cargo de un grupo de ocho alpinistas liderados por Mingma Gyalje Sherpa. Paralelamente, los checos Marek Holecek y Ondra Mandula habían iniciado un intento a través de la cara suroeste, donde pretenden abrir una nueva ruta. Las previsiones meteorológicas eran buenas, sin embargo, el viento se intensificó inesperadamente y tuvieron que darse la vuelta el mismo día (2 de agosto) en que habían salido del CB.

Ese ha sido, básicamente, el día a día en el Gasherbrum I –y en el Karakórum en general– este verano. Pero los dos checos no se han dado por vencidos. Este proyecto tiene ya años de vida. De hecho, Marek Holecek había realizado anteriormente tres intentos a la línea directa por la cara suroeste que ideó junto a su compatriota Zdenek Hruby. En 2009, Marek Holecek y Zdenek Hruby consiguieron auparse hasta la máxima cota de 7.600 metros. En 2013, la expedición acabó de forma trágica con el fallecimiento de Zdenek Hruby a causa de una caída que lo precipitó unos 1.000 metros. En 2015, Marek Holecek regresó al Hidden Peak con Tomas Petrecek como nuevo compañero, con el objetivo de homenajear a Hruby completando la ruta deseada, pero el mal tiempo los bloqueó a 7.300 m durante más de una semana para finalmente obligarles a retirarse.

Segundo intento

Desde aquel 2 de agosto, Marek Holecek y Ondra Mandula habían estado atentos a los partes meteorológicos para planear su segundo intento. La ventana llegó finalmente y el pasado martes 9 de agosto dejaron el campo base (5.100 m) y se metieron en la montaña por su anhelada línea. Ese primer día, se encontraron con condiciones algo cambiantes. A pesar de ello, consiguieron superar el roto glaciar y situar su primer vivac a 6.000 metros, en la línea de los seracs colgantes de la cara suroeste.

El 10 de agosto, que se preveía como un día despejado, las condiciones cambiaron inesperadamente. Después de unas horas de ascensión, las nubes cubrieron el cielo y comenzó a nevar. Las avalanchas empezaron a caer por el couloir, cortando la retirada de los dos hombres, que aceleraron el ritmo y buscaron las rocas para salir de la trayectoria de los aludes. Seis horas más tarde, alcanzaban los 6.800 metros y plantaban su tienda justo debajo de un serac.

Las previsiones para el 11 de agosto volvían a ser muy buenas, pero de nuevo no se cumplieron. El mal tiempo reinó durante toda la jornada y los dos alpinistas no pudieron moverse de su tienda a 6.800 metros, escuchando cómo las avalanchas tronaban a lo largo y ancho de la pared. Eso sí, por la noche el cielo se despejó y esperaban poder progresar hoy hasta los 7.400 m.

Lecturas relacionadas

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.