EXPLORANDO

Cory Richards, fotógrafo y alpinista

Es el tercer hombre de la cordada que ascendió el Gasherbrum 2 en invierno. Afrontaba un reto difícil, casi imposible: hacer foto y vídeo de calidad profesional durante la escalada.

Autor: | 8 comentarios | Compartir:

Las imágenes que nos han llegado de la primera ascensión invernal al Gasherbrum 2, protagonizada por Simone Moro, Denis Urubko y Cory Richards, tienen una calidad espectacular para haber sido tomadas en condiciones tan difíciles.

Es evidente que detrás de ellas está la visión y la profesionalidad de un gran fotógrafo. Un fotógrafo que no se ha separado en ningún momento de una cámara réflex profesional y dos objetivos para conseguir las mejores imágenes de esta ascensión histórica. Lo tenía claro: “No puedes excusarte en el peso y comprometer la calidad del trabajo”.

En esta entrevista le preguntamos sobre los retos a los que como fotógrafo se ha tenido que enfrentar para traernos las imágenes de esta ascensión.

¿Alpinista o fotógrafo?
Hay un momento en el que tienes que decidir y entonces eres alpinista. Puedes sobrevivir a una escalada alpina sin fotógrafo, pero no puedes sobrevivir sin un alpinista. Pienso que la habilidad real no reside en tomar fotos, sino en controlar y anticiparse a las situaciones, de tal manera que nunca tengas que elegir entre una cosa u otra. Si la situación se pone tensa inmediatamente te olvidas de la cámara.

¿Qué fue lo más difícil para ti como fotógrafo en esta ascensión invernal del Gasherbrum 2?
En la parte técnica, organizar mi labor con los medios de comunicación en mis ratos de descanso. Una cosa es escalar, luego relajarte y recuperarte. Otra cosa es escalar, hacer fotos, y cuando regresas al campo base, organizar las fotos y el vídeo, y hacer los envíos. Lleva mucho tiempo y corres el riesgo de cruzar la línea y fatigarte tanto que no puedes concentrarte en la escalada y actuar de manera tan efectiva como el resto del equipo. En esta expedición me acerqué demasiado a esta línea, pero conseguimos salir adelante… Todo salió bien.

¿Qué cámara y objetivos llevaste en la escalada?
Canon 5D Mk2 y dos objetivos: 24-105mm f.4 y 16-35mm f2.8.

Es impresionante que llevaras una cámara réflex profesional bastante pesada y dos objetivos en una ascensión tan comprometida.
En mi opinión, cuando estás haciendo un trabajo como éste, un reportaje fotográfico para un cliente en una escalada de este tipo, no puedes escudarte en el peso y comprometer la calidad. Durante décadas, la gente ha escalado con material de escalada mucho más pesado que el que llevábamos nosotros y se arreglaron perfectamente. Por eso, si mi cámara pesa un poco más, no pasa nada, forma parte del trabajo. Tenía que llevarla, para eso me habían contratado. Tienes que entregar fotos de calidad, y para conseguirlas tienes que llevar un equipo fotográfico que te permita obtener un resultado profesional. Para empezar, el porcentaje de fotos que puedes entregar en un trabajo de este tipo es bajo. Quizás sólo consigas una foto realmente asombrosa, única. Por eso tienes que estar totalmente seguro de que la calidad sea lo suficientemente alta para que el cliente la pueda usar.

¿Utilizaste la cámara a su máxima resolución de 21 megas y hasta la cima? ¿Te dio algún problema?
La Mk2 dispara a 21 megas. La cámara dejó de funcionar en el campo 3, durante el descenso. Lo que pienso que ocurrió es que, tras varias semanas de uso en frío extremo, temperaturas fluctuantes y humedad en el aire, la electrónica falló. El cuerpo no era capaz de reconocer el objetivo, tampoco el diafragma y me indicaba “General Error”. Canon hace productos increíbles que trabajan de manera fantástica en condiciones extremas. Dicho esto no creo que las hayan probado ni estén fabricadas para soportar el duro trato que supone un ochomil invernal. He disparado con la Mk2 a 8.500 metros en el Lhotse, pero fue en verano, y las temperaturas eran mucho menos frías. La G12 [de Simone Moro] “salvó mi culo” en el descenso. A partir de ahora me aseguraré de llevar también siempre una cámara compacta. Las réflex tienen el inconveniente de que sufren más la condensación y la humedad del aire.

¿Cómo protegiste el cuerpo de la cámara del frío durante la ascensión? ¿Cuántas baterias y tarjetas llevaste?
Llevé un solo cuerpo en la escalada. Pero como te explicaba antes a partir de ahora llevaré también siempre una cámara compacta. No hay forma de proteger la cámara del frío. Si la llevas debajo de tu chaqueta corres el riesgo de que esté demasiado “caliente” y que al sacarla inmediatamente se congele. Si la llevas fuera, la humedad de la atmósfera se concentra en la lente y se congela. Es un auténtico reto mantener la cámara limpia, seca, suficientemente “caliente”, una tarea casi imposible. Caí en la rutina de mantener la cámara lo suficientemente “viva” para seguir trabajando. Algunas de las imágenes que tomé tenían muchas interferencias visuales debido al hielo que se formaba en la lente. Simplemente es algo con lo que te tienes que acostumbrar a trabajar.

Conservé las baterías (ocho) en el bolsillo de la chaqueta, lo más cerca posible de mi cuerpo. ¡A pesar de ello, hubo una batería que sólo me duró 20 minutos! Es realmente difícil mantenerlas calientes y resulta increíble la diferencia que significa sólo unos pocos grados de temperatura.

En la ascensión llevé dos tarjetas de 8 Gb y tres de 32 Gb

En tu página web dices que tu filosofía es “ser inspirado por lo que ves y compartirlo. Se trata de estar en el momento, vivirlo intensamente e inspirar a otros a hacer lo mismo.” Realmente lo has llevado al extremo en esta ascensión.
Éste es el objetivo. Algunas veces es duro, y en ocasiones tienes que perder buenas fotos pues necesitas conservar la energía. En la tormenta que sufrimos durante el descenso vi muchas fotos que no pude tomar. Fue un momento en el que ser un alpinista era lo primero.

¿Ha sido tu primer ochomil?
No, ascendí el Lhotse la pasada primavera

Has hecho fotos y vídeo. Una elección difícil pues al hacer vídeo pierdes buenas fotos…
Sí, todo el tiempo… y para ser honesto, aconsejo a los clientes que no contraten a una sola persona para hacer las dos cosas. Si intentas hacer vídeo y fotos la calidad de ambas se resentirá. En cualquier caso, en una expedición como ésta no se puede hacer otra cosa. Hay que hacer ambas. Pero en un mundo perfecto una persona debería centrarse en el vídeo y otra en la fotografía.

Así es este juego. Hay que informar a los clientes para que sepan lo que esto representa y conozcan las consecuencias. No puedes hacer otra cosa si sólo tienes a una persona en el terreno ocupándose de tomar imágenes. Si el cliente no lo entiende, es nuestra responsabilidad educarles… de una forma educada, desde luego.


 

Con las nuevas cámaras fotográficas que también hacen vídeo en alta resolución, los fotógrafos están “condenados” a hacer fotos y vídeo…
Van a tener que hacer ambos…. Aunque es preferible que hagan una sola cosa. Editar vídeo es diferente. No todo el mundo puede hacerlo.  Pero hoy en día, si tienes una buena réflex, tienes que estar preparado para llevar los dos sombreros independientemente de cuál sea tu sentimiento al respecto.

¿Algún error que hayas cometido con el equipo fotográfico y que evitarás la próxima vez?
Hmmmmm… No estoy seguro de que decisiones evitaré o cambiaré… necesito algo de tiempo para reflexionar sobre ello.

Como fotógrafo de la cordada ¿tenías algún acuerdo para no ocuparte de determinadas tareas y así poder centrarte más en la fotografía y el vídeo?
No. Intenté dar lo máximo en todo. Afortunadamente mis compañeros estaban pendientes y me ayudaban cuando veían que había una buena oportunidad de tomar fotos o video. Dicho esto, cuando estás escalando con alpinistas patrocinados, y el viaje también está patrocinado, y las fotos y el vídeo se van a utilizar para promover la carrera de cada uno, creo que es responsabilidad de todos repartirse el peso. Con esto quiero decir que el equipo fotgráfico forma parte del peso del grupo. Por eso yo tuve que llevar el mismo peso que todos y, además, mi cámara, convirtiéndome en el que transportaba más peso. No repartimos el peso entre todos incluyendo la cámara. De esta forma no me vi penalizado como fotógrafo llevando un exceso de peso.

Está cambiando mucho el oficio del fotógrafo. Antes se vendían las fotos a las revistas, ahora cada vez es más habitual ser contratado por un cliente. Al hacerlo así ¿no sientes que pierdes el control de tu trabajo pues en muchos casos no sabes dónde ni cómo se va a publicar tus imágenes?
Cada caso es distinto. A menudo trato directamente con los editores de las revistas incluso si he sido contratado por un cliente. Depende de la situación. Es importante ser lo suficientemente dinámico como profesional para adaptarte a las situaciones. También tener experiencia en cómo distribuyes tu trabajo.

¿Cómo será el futuro de los fotógrafos? ¿Trabajarán más para las empresas y menos para las revistas?
No, convivirán los dos sistemas. Tiene que haber buenas compañías para sobrevivir y hacer fotos para sus publicaciones y editoriales que continúen editando buen contenido…. No puedes poner todos los huevos en una sola cesta….

Un consejo para alpinistas y fotógrafos que quieran tomar fotos en condiciones invernales.
“Si vas a ser mudo, tienes que ser resistente ”. [Si vas a hacer una tontería, tienes que ser duro]

¿Qué equipo fotográfico llevaste al campo base?
Dos cuerpos 5D Mk2. Objetivos: 15 mm 2.8, zoom 16-35 mm 2.8, zoom 24-105 4.0, zoom 70-200mm 2.8, 50 mm 1.2,  24mm 1.4. Tres trípodes de fibra de carbono Gitzo, un GlideTrack 1 metro slider, un Merlin Steadicam, Zoom H4N, dos micros inalámbricos Sennheiser, dos 580 EXII….y un “manojo” de otros cachivaches.

Un fotógrafo a quien admires.
Ahora, déjame ver… A todos ellos… Sé lo que significa que una imagen funcione y admiro a la gente por su tenacidad. Es un trabajo tan individual que no sería justo decantarme por uno u otro. Si me fuerzas, te daría una respuesta un tanto clásica, que dan todos los fotógrafos, y te diría que Avedon. También me gusta mucho Allard.

Una definición de  Simone Moro.
Energía, visión y humor… también es muy compasivo.

¿Qué has aprendido de el?
Aprendí mucho de cómo ir y como dominar la situación.

Defíneme a  Denis.
Pragmatismo, una fuerza innata y, también, compasión. Denis no te la da libremente… te la tienes que ganar… me gusta que sea así.

¿Qué has aprendido de el?
Observé una gran fuerza interior en él. Pienso que intentaré practicar este mismo deseo pues es algo que me puede llevar más lejos.

Una definición de esta invernal al G2.
“Si vas a ser mudo, tienes que ser resistente ” (ya te di antes esta respuesta…)[Si vas a hacer una tontería, tienes que ser duro]

¿Intentarás otro ochomil en invierno?
¡Claro que sí!

Y para terminar…
Siento un profundo y extremo respeto por mis dos compañeros como escaladores y seres humanos. Esta escalada fue increíblemente exigente para todos nosotros… Estar cerca de morir hace que la gente se sienta cercana y unida para toda la vida. Ambos son sinceros amigos y gente profundamente compasiva de la que me preocuparé hasta el día de mi muerte.


 
Lecturas relacionadas

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.