EXPLORANDO

Carlos Pauner: «Conseguí subir y bajar sin oxígeno del Lhotse»

Carlos Pauner envía un comunicado en el que explica su ascensión al Lhotse y desmiente haber usado oxígeno o necesitar ayuda. Agradece además la labor de quienes ayudaron a los que necesitaron ayuda.

| 78 comentarios |

El día 21 era nuestra fecha y así fue, ese día nos encaramamos hasta los 8.516 m de altura del Lhotse, alrededor de la 1 del mediodía. El espectáculo no podía ser más impresionante: el Everest, el Nuptse y cientos más de enormes montañas desde nuestro privilegiado mirador.

Por fin Javier estaba a mi lado en una gran cima y la verdad es que no podíamos pedir nada más. Junto a nosotros todos nuestros compañeros más o menos repartidos, Juanjo Garra, Carlos Soria, Juanito Oiarzabal y Lolo González.

Una gran cima, sin duda, y un gran esfuerzo especialmente para los que subimos sin oxígeno artificial (todos salvo Javier Pérez y Carlos Soria que lo usaron en la subida y en la bajada [N. de R.: Carlos Soria afirmó que no lo usó bajando]). Tras esos bellos momentos, un duro descenso al campo cuatro. Todos llegamos a una hora parecida, salvo Lolo que se fue retrasando. Llegamos cansados, pero dentro de lo que podíamos esperar en una montaña como esta. A la mañana siguiente, sin noticias de Lolo y luchando por salvar la vida, proseguimos el descenso hasta el campo 2.

Gran cansancio, pero mucha precaución para no cometer errores en este peligroso descenso. Al llegar al campo 2, nos cuenta el equipo de Russell Brice que han localizado a Lolo por encima de la Tortuga (7.950 m) y que Damián Benegas, Matoko [Matías Erroz] y dos sherpas de Russell lo están bajando. Nuestra alegría no puede ser mayor, en breve tiempo todo nuestro equipo estará en el campo 2.

No puedo dejar de agradecer a los Patagonian Brothers y a Russell su desmesurado esfuerzo por salvar la vida de nuestro compañero así como haber bajado a otros dos españoles [Roberto Rodrigo e Isabel García], de otro grupo que también andaban con problemas.

Dormimos en el campo 2 y por la mañana, después de que el helicóptero se lleve a Lolo, seguimos con nuestro descenso al campo base. Ya cerca del campo base, Juanito colapsa y Javier le hace entrega del oxígeno para su recuperación. A la vez, el equipo de Edurne Pasaban, alertado por la doctora Mónica Piris de Himalayan Experience, envía tres Sherpas para arriba, lo cual hace posible bajar a Juanito. Por fin todos en el base, agotados pero a salvo. En el campo base, nos atienden los doctores Carlos Martínez, Mónica Piris y Pablo Díaz, con los que hemos estado en contacto todos estos días. Sus desvelos han sido ingentes y su ayuda fundamental para nosotros. Ellos nos chequean y nos atienden durante la noche. Estamos agotados, deshidratados pero ya fuera de peligro.

Ha habido mucho lío, muchos comentarios de personas que no estaban aquí, pero la realidad es que he podido subir al Lhotse sin usar oxígeno artificial ni a la subida ni a la bajada. El único accidentado de nuestro equipo, Lolo, ha salvado la vida gracias a los esfuerzos de muchas personas y Juanito también ha sufrido algo al final. Desmentir los comentarios infundados del uso de oxígeno (por parte de personas que ni estaban en el campo base), salvo los casos de otras personas que ya he comentado anteriormente. Agradecer de nuevo a todos los que realmente y de verdad, nos han ayudado en esta gran expedición y a todos mis compañeros.  

 

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.