EXPLORANDO

Basura en el campo base del Dhaulagiri

A diferencia de lo que ocurre en el Everest, resulta sorprendente la cantidad de basura que rodea el campo base del Dhaulagiri. La solución a este problema no es del todo complicada: bastaría con pagar algo más a los porteadores para descender todos lo residuos que cada expedición genera.

| 20 comentarios |

Sorprende la cantidad de basura que nos rodea en el campo base del Dhaulagiri. Es seguro que los alpinistas que marchan de aquí piensan que su cocinero, su sirdar, el jefe de sus porteadores… se responsabiliza de la retirada de la basura y se la lleva. La realidad es otra. La morrena en la que acampamos es un vertedero en el que es posible encontrar tirados todo tipo de objetos: cocinas, cantimploras, ropa, calzado, latas, envoltorios de comida, medicamentos, banderas de oración…

Hace días el mal tiempo, como es habitual, nos obligó una vez más a quedarnos en el campo base. El parte meteorológico vaticinaba lluvia. Y se cumplió. Desde las 8 de la mañana a las 3 de la tarde en que levantamos la tertulia nos dio tiempo a debatir los más diversos temas. Uno de ellos fue las posibles soluciones a la basura que nos rodea.

Todos hemos estado de acuerdo en que la solución es muy sencilla y evidente: basta con pagarle a todos los porteadores que han transportado cargas al campo base para las expediciones, y que regresan de vacío, una cantidad de dinero por cada kilo de basura que se lleven. En poco tiempo el campo base volvería a dejar de ser un basurero.

La otra medida a tomar es la que ha llevado a cabo Carlos Soria: hablar muy seriamente con Muktu Sherpa, responsable del equipo nepalí que nos acompaña, explicarle que la basura no se debe tirar al glaciar y que debe descender con nosotros. Decirle  que no tiene problema en pagar a los porteadores necesarios para transportarla. E insistirle en que se va a asegurar de que a nuestra marcha no queda ningún residuo nuestro en el campo base.

Everest más limpio

En primavera acompañé a Carlos Soria al campo base del Everest/Lhotse. Con seguridad el campo base más masificado del Himalaya y quizás del mundo. También uno de los más limpios. No encuentras basura abandonada por expediciones anteriores, incluso las letrinas están montadas sobre bidones que una vez llenos son transportados lejos del campo base a lugares adecuados. ¿El secreto? Se trata de un Parque Nacional que en el propio campo base tiene unos responsables que cuidan para que ninguna expedición cause impacto en el lugar. Se llega al extremo de que no se pueden enterrar en un círculo bastante amplio a su alrededor los cuerpos de los alpinistas fallecidos en la montaña.

Soy poco amigo de normas que acaban transformándose en trabas ilógicas para disfrutar de la naturaleza. Pero la única manera para que en un futuro nada lejano podamos seguir disfrutando con libertad de la naturaleza es que seamos conscientes de una obviedad que todos sabemos: no debemos dejar huella de nuestro paso, ni siquiera las heces (en muchas zonas de escalada de Estados Unidos es obligatorio defecar en unas bolsas especiales que venden para ello, y ya sabemos todos los problemas que está generando el abandono sistemático de papel higiénico y toallitas de celulosa en escuelas muy frecuentadas como Rodellar, Cuenca, Margalef…).

Y de otra obviedad, que viendo la cantidad de basura que nos rodea la mayoría de las expediciones no son conscientes: el equipo nepalí que acompaña a las expediciones no tiene nuestra misma cultura al respecto de los desechos. Normalmente abandonan el campamento después que los alpinistas, pues son los que se encargan de recogerlo todo. Y, como mucho, quemarán, en lo posible, la basura dejando tras de sí todos los restos. Es el espectáculo que nos encontramos a nuestro alrededor: mucha basura amontonada y medio quemada…, algo que nadie dejaría tras de sí en ningún paraje natural de su país.

 

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.