Séptima mujer en el mundo en el grado trad

Molly Mitchell hace la segunda femenina de “China Doll”, 8b+ de autoprotección

La estadounidense es la segunda mujer en encadenar esta difícil ruta de autoprotección, que ya contaba con la primera femenina de Heather Weidner. En el mundo hay solo siete mujeres que han encadenado este grado poniendo los seguros.

Autor: | No hay comentarios | Compartir:
Molly Mitchel en "China Doll" (8b+ trad)
Molly Mitchel en «China Doll» (8b+ trad)   Scott Crady

La escaladora estadounidense Molly Mithchell (26 años) resolvió el pasado martes 10 de septiembre su gran proyecto: la vía de autoprotección China Doll, en la zona Upper Dream Canyon de Boulder (Colorado, EEUU), instalando todos los seguros mientras escalaba de primera.

Ha sido el proyecto de Molly de prácticamente los últimos cinco meses, pues empezó a trabajar la vía a mediados de mayo, invirtiendo en ella unos tres días a la semana, es decir, unos 50 días en total.

La línea fue abierta en 1981 por Marc Hirt como una vía de 5.9/A3 (Vº/A3), y en los años siguientes fue objeto del debate de la comunidad escaladora estadounidense acerca del cuál era el estilo de escalada más adecuado para su ascensión. En 1996 el escalador y activo aperturista de la zona Bob Horan equipó y encadenó el segundo largo de la vía, proponiendo 5.13b (8a), aunque con las siguientes repeticiones 5.13b (8a+) fue el grado consensuado. Buscando un estilo aún más puro, Adam Stack escaló ese largo instalando seguros flotantes y añadió un siguiente largo de 8a+/b también con autoprotección. El siguiente paso lógico era unir todos estos tramos en un único largo y encadenarlo utilizando solo autoprotección, lo que se consiguió en 2010, cuando un joven Mike Patz (23 años) escaló de este modo la línea, creando la actual versión de China Doll (30 m, 8b+).

Desde entonces se convirtió en uno de los largos de escalada limpia más duros de EEUU, contando entre sus posteriores repetidores a escaladores como Matt Segal, Ethan Pringle y Brad Gobright. La primera femenina llegó de la mano de la estadounidense Heather Weidner en junio de 2016.

Un sueño de tres años

Fue la misma Molly, gran amiga de Heather, quien la aseguró en aquel encadenamiento de 2016, y desde entonces comenzó a soñar secretamente con este objetivo, hasta que finalmente este verano se ha sentido lo suficientemente preparada para intentarlo. 8b+ es además el grado máximo que había logrado Molly en deportiva, con solo tres vías de este grado encadenadas, y ha dado un buen salto en escalada de autoprotección (o trad, en terminología inglesa), pues su vía más dura en este estilo hasta la fecha era Free Line (5.13b / 8a) en Eldorado Canyon, que hizo en 2016.

La misma Molly describe con detalle su encadenamiento: “Instalé todo el material escalando de primera. No puse seguros en el 5.9 (Vº) del comienzo hasta llegar al principio del 13c (8a+), donde metí dos friends en una fisura horizontal. Después instalé nueve piezas y subí por el 8a+, incluyendo una cinta que lacé en un clavo. Me salté un pequeño copperhead que estaba fijo más abajo y también un empotrador que estaba más alto. Para la extensión emplacé seis piezas. Cuando empecé a trabajar en la extensión había un empotrador fijo, pero Zack Fisher se encargó de quitarlo después de que ambos decidiéramos que sería mucho más guay tratar de instalarlo subiendo de primera. También me salté un viejo friend que estaba atascado más arriba. La extensión en sí misma es un largo de 13c/d (8a+/b), pero cuando lo escalas con el 13c (8a+) de abajo en un solo largo, pasa a ser un 5.14a (8b+). Ha sido un sueño hecho realidad”.

Siete mujeres en el 8b+ trad

Con este encadenamiento Molly Mitchel se une a la pequeña lista de mujeres que han encadenado este grado instalando los seguros, un camino que fue abierto por Lynn Hill: nada menos que en su histórica primera ascensión en libre a La Nose de 1993, con el largo Changing Corners, hoy consensuado de 8b+. Siguió sus huellas la también estadounidense Beth Rodden, quien además subió el listón en 2008 con la fisura yosemítica Meltdown (8c+), que sigue siendo la vía de autoprotección más difícil escalada nunca por una mujer. Más tarde se unió al club la austriaca Barbara Zangerl, que además de sus incontables vías de largos duras, tiene en su lista los 8b+ de autoprotección Prinzip Hoffnung en Voralberg que hizo en 2014 y The Path en Lake Louis (Canadá) que hizo en 2018, a los que se suma Gondo Crack en Cippo (Suiza), un proyecto deportivo que encadenó ignorando las chapas y con el que propuso 8c trad en abril de 2017.

Tras la mencionada Heather Weidner con China Doll en 2016, pasamos a este mismo año, 2019, en el que han repetido la vía Prinzip Hoffnung la esquiadora y escaladora austriaca Nadine Wallner y la británica Madeleine Cope, en marzo y abril respectivamente.

La ascensión de Heather Weidner de China Doll en 2016 se plasma en esta película:


 
  • Etiquetas:

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.


 

 

 

 

Últimas noticias