EXPLORANDO

Eduard Burgada: “En Peti qui peti no hay cantos artificiales”

El aperturista de la primera vía de 8c encadenada por Helena Alemán y que abrió el último debate acerca de las vías naturales y la utilización de prácticas como los sicados y el tallaje de cantos se hace oír en esta entrevista.

Autor: | No hay comentarios | Compartir:
Eduard Burgada, asiduo de Sant Llorenç de Munt, en Estrogen, 8a+ Sector Siberia. Archivo DesnivelEduard Burgada, asiduo de Sant Llorenç de Munt, en Estrogen, 8a+ Sector Siberia. Archivo Desnivel

El debate abierto hace unos días sobre si tiene sentido hablar de vías naturales y acerca de la utilización de prácticas como el sicado o el tallaje de cantos tiene una voz más en el coro de las opiniones. Y se trata de una voz con una doble justificación. Por una parte, Eduard Burgada es el aperturista de la vía Peti qui peti 8c de Sant Llorenç del Munt; la vía que motivó en última instancia el inicio de este debate tras el encadenamiento de Helena Alemán, al retirar una prestigiosa web internacional sus fotografías por detectar cantos remozados con sica.    Además, Eduard Burgada no es, para nada, un advenedizo en esto de la escalada deportiva. Su trayectoria –a menudo interrumpida por períodos alejado de la escalada- empieza con la primera generación de escaladores deportivos. Ha abierto algo más de 50 vías de deportiva, especialmente en Siurana, Sant Llorenç y Montgrony (además de otro buen número de vías clásicas). Y es uno de los impulsores de XESCA.   

Enhorabuena por el encadenamiento Helena!

¿Cómo describiría el trabajo hecho en Peti qui peti? Peti qui peti no tiene ningún canto artificial, excepto los primeros metros en roca rota (típico de Sant Llorenç). La roca de la pared Siberia acostumbra a ser frágil en la parte superior (cara NW, conglomerado Sant Llorenç, con parte del año chorreando por el bosque superior directamente a la pared). No hay uso de broca ni creación de cantos artificiales en la vía (al menos, originalmente). Sí tengo que aceptar que hay reforzados, intentando no variar (o hacerlo el mínimo) la superficie de agarre, y cantos (agujeros) limados por su fragilidad y/o lesividad.    ¿Por qué hay que utilizar sica en una vía? Sobre una laja resquebrajada, puedes hacer tres cosas: eliminarla, esperar a que alguien se la pegue en los morros o intentar darle estabilidad. Eso último fue lo que se intentó, evitando al máximo cambiar la superficie de agarre. A veces, conlleva rebozarla por debajo o por los lados (creo que la foto muestra alguna así) para no tocar el agarre, pues un mini cordón de sika/epoxy no le daría suficiente estabilidad. A veces, se rompe un canto y se intenta recomponerlo de la forma más fidedigna a su estado original, pero no creo que fuera en esa vía el caso. 
¿Qué te parece la postura de determinadas personas/medios/webs que defienden un puritanismo extremo hacia las vías intocadas o naturales? Todas las posturas son respetables, pero cuando la roca no tiene máxima calidad, poner seguros e irte tirando la vía por encima… Más que puritanismo en el retoque de vías, para mí lo que vale es el no transformar la potencialidad de un posible itinerario: una cosa que puede ser 7b, transformarla en 6c, o un 8c en un 8a. Sí tengo que decir, sin embargo, que cuando empezamos a desarrollar la escalada deportiva no había vías y todo era un aprendizaje, con lo que hubo bastante descontrol.    ¿Cuál es tu manera de pensar a la hora de enfrentarte a la apertura de una nueva vía en cuanto al tema de los sicados, picados…? Normalmente, he sido persona de abrir vías que “me han entrado por los ojos”, al margen de mi capacidad de hacerlas en el momento de abrirlas. Entonces intento respetar al máximo lo que la roca nos ofrece. Si veo algo que es crítico y es frágil, intento estabilizarlo. Alguna vez he reconstruido algo que se ha roto, intentando respetar lo original en cuanto a la superficie de contacto. También en roca frágil, desbocar los cantos, sea por lesividad o por dimensiones (dedos pequeños o grandes). Si eso me lleva a modificar el potencial de la vía, desde ya hace años, paso. Por eso, antes de abrir cualquier cosa me lo miro y remiro hasta que estoy convencido; y por eso he abierto tan pocas vás. Aunque siendo sincero, también tengo que decir que alguna ida de olla puntual he tenido, para mantener la homogeneidad de dificultad (tapar algo…).    Hay quien dice que, cuanto mejor escalador es el equipador, menos utilización de sica y de picar cantos, ya que al final, lo que todo equipador quiere es hacer sus propias vías. ¿Qué piensas de eso? No es mi caso. Para mí, una cosa es escalar una vía y la otra encontrar la originalidad de una línea. Como si no me quedasen vías… De hecho, he abierto bastantes vías que han estado bastante por encima de mi límite en el momento de abrirlas. Por eso me lo miro bastante.

 


 
Lecturas relacionadas

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.


 

 

 

 

Últimas noticias