LAS VÍAS DE LARGOS MÁS DURAS DE SUIZA

Cédric Lachat suma «Fly» y «Zahir» a su proyecto Swissway to Heaven

El suizo ha añadido dos importantes muescas a su proyecto de encadenar y filmar las vías de pared más duras de Suiza. En agosto se anotó la primera repetición de “Fly” (600 m, 8c), en el valle de Lauterbrunnental, y la semana pasada hizo lo propio con “Zahir” (300 m, 8b+), en Wendenstöck.

Autor: | No hay comentarios | Compartir:

El escalador suizo se propuso a principios de verano, con su proyecto “Swissway to heaven”, escalar en libre cinco de las vías largas más duras de su país. Comenzó en julio con ‘Yeah man’ (330 m, 8b+) en el macizo de Gastlosen.

Siguió en agosto con la primera repetición de “Fly” (600 m, 8c) considerada una de las vías de largos más difíciles no ya de Suiza, sino del mundo.

Situada en la pared de Staldeflue (1665 m), en el valle de Lauterbrunnental (Suiza), la línea fue imaginada por el también suizo Roger Schäli, quien tardó más de tres años en su apertura, entre 2006 y 2009, junto a distintos compañeros.

Desde entonces Roger estuvo trabajando en la liberación de sus 20 mantenidos y difíciles largos durante años, hasta que unió fuerzas con Alex Megos, acompañados de David Hefti, consiguiendo por fin en junio de 2014 su liberación completa, con tiradas de hasta 8c.

Cédric realizó la repetición con la ayuda de su compatriota Tobias Suter, en una escalada que calificó como “el mayor logro de mi vida”. Consiguió la escalada en una larga jornada en la que se vieron obligados a esperar durante cuatro horas en la hamaca a la espera de que pasara el ardiente sol que hacía imposible la escalada sobre las minúsculas presas de la vía, en especial sobre los largos de 8c y 8b+ de arriba, que Cédric reconoce que escaló “al límite cada movimiento”.

Siguiente objetivo cumplido: Zahir

El pasado jueves 5 de septiembre Cédric anunció en redes sociales la consecución de su siguiente objetivo: “Un gran día en Wenden con Lowie para hacer la vía Zhair. Una gran vía de 300 m y 8b+ máximo. Ha sido una gran lucha”. De momento no ha dado más detalles sobre esta última ascensión.

Zahir, en la pared de Wendenstock, fue creada por los suizos Iwan Wolf y Gunter Habersatter en 2004, cuando cotaron los ocho largos que la conforman con un máximo de 8b+ (6c, 8a+, 8b+, 7c, 7a+, 7b, 7b+, 6c). Una dificultad que ya la situaba como una de las más duras del panorama internacional.

Durante la primera repetición de la vía, en 2009, los alemanes Jörg Andreas y Felix Neumärker vieron más lógico saltarse la reunión donde culmina el largo duro y enlazarlo con parte del siguiente. Esta es la variante que denominaron Zahir+ y que registra una propuesta de grado de 8c, de momento sin repeticiones.

En 2010 Iker Pou, en cordada con su hermano Eneko, encadenó lo que sería la primera repetición de la versión original de la vía.

A falta de dos objetivos

Ya pasado el ecuador de su proyecto, a Cédric le quedan por delante todavía dos vías largas. Una de ellas es Odyssee (1.400 m, 8a+) a la cara norte del Eiger, que ya intentó en agosto pero que tuvo que postergar por la mala climatología. Sobre la otra, aunque en un principio el proyecto era la vía Déjà vu (250 m, 8c+) en el Ratikön, una línea de Beat Kammerlander de la que está pendiente el encadenamiento completo, recientemente ha cambiado su objetivo por la no menos dura «WoGü», en la misma zona, que escalará próximamente junto a Nina Caprez.


 

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.