EN LA ISLA REUNION CON JAMES PEARSON, SAM ELIAS, JACOPO LARCHER y YUJI HIRAYAMA

Caroline Ciavaldini vuelve a su casa para abrir ‘Zembrocal’, una de las vías más duras del mundo

La escaladora francesa, se crió en la Isla Réunion y ha regresado a ella con James Pearson, Sam Elias, Jacopo Larcher y Yuji Hirayama. Juntos han abierto una de las líneas de varios largos más duras del mundo. El equipo ha liberado todos los largos de Zembrocal (130 m, 7L) superando dificultades de hasta 8c+.

Autor: | 13 comentarios | Compartir:
Caroline Ciavaldini en Zembrocal (130 m
Caroline Ciavaldini en Zembrocal (130 m

Caroline Ciavaldini nació en Toulouse el 6 de marzo de 1985. Pero muy pronto se mudó con sus padres a la isla de la Réunion, donde se crió y creció desde que tenía un año hasta que cumplió los 16. Allí practicó numerosos deportes al aire libre hasta que descubrió la escalada a los 12 años de edad. Allí se entrenó duramente para ganar los campeonatos juveniles de Francia, y su incorporación a las estructuras de entrenamiento del equipo francés la condujeron a alejarse de su isla.

Ahora ha regresado, y muy bien acompañada por cierto, integrada en un potente equipo internacional patrocinado por The Northe Face, del que también han formado parte el británico James Pearson, el estadounidense Sam Elias, el italiano Jacopo Larcher y el japonés Yuji Hirayama. El objetivo, según explica la propia Ciavaldini en un texto que nos enviaba a la redacción de Desnivel, era “introducir la escalada clásica en la isla, y abrir una vía de largos en un estilo tan tradicional como fuera posible”. Para ello, disponían de prácticamente un mes de tiempo.

El resultado ha sido incluso más satisfactorio de lo que se esperaban. “Para ser honesta, fue un momento muy importante para mí, porque se trataba de mi isla de la infancia, y fui la primera sorprendida por nuestros resultados: abrimos una vía de largos sobre basalto, en siete días súper delicados”, narra Caroline Ciavaldini, que resume esa creación de la siguiente manera: “al final, la vía, Zembrocal, tiene cuatro largos por encima del 8, incluyendo un 8c+ que Yuji consiguió hacer ¡en su último intento del último día! En resumen, fue un momento realmente especial”.

La apertura de Zembrocal

Así pues, la nueva vía fue abierta utilizando principalmente material de seguridad flotante (friends y fisureros), aunque se emplazaron anclajes fijos cuando los aperturistas lo estimaron oportuno. El nombre de Zembrocal hace referencia a un famoso plato de arroz especiado muy característico de la isla de la Réunion, que alcanza el estatus de emblema de esta sociedad isleña y que mezcla varios ingredientes que sin embargo mantienen sus identidades originales.

Según cuenta James Pearson, cuando vieron por primera vez la pared de La Chapelle, hasta entonces nunca antes escalada, supo que podrían abrir allí un buen itinerario: “el muro parecía corto y bien perfilado, con series limpias de fisuras y diedros yendo desde abajo hasta arriba; el único problema… ¿quizás sería demasiado fácil como para presentar un desafío que mereciera la pena?”

Evidentemente, esas dudas se desvanecieron ya en el primer largo, cuando “estuvo claro que la vía sería mucho más dura de lo que parecía, y al final del primer día, la cuestión ya no era ‘si era demasiado fácil’ sino ‘si esta cosa iba a ser posible’”, a decir del propio Pearson que detalla que “el basalto pulido por los ciclones es tan liso y tan compacto que la escalada en libre excepto en las mejores presas se demostró en realidad muy difícil; además, gigantes bloques sueltos aparecían encajados como piezas de dominó en cada largo y las fisuras que parecían tan limpias desde abajo estaban a menido llenas de una extraña mezcla mitad barro, mitad piedra”.

Sobre esa pared, que desplomaba unos 25 metros sobre una altura total de 130 metros, consiguieron abrir siete exigentes largos que él mismo describe:

-Largo 1: La vía empieza con una fisura de dedos de 7a en placa que, después de quitar algunos bloques terroríficos se convirtió en un gran largo de calentamiento técnico.

-Largo 2: 8a, sigue directamente con una fisura dura y vertical de dedos, buenos reposos y después un muro guapo y técnico sobre presas romas para alcanzar la reunión.

-Largo 3: Es una excelente y extraña chimenea de 8a. Nunca antes había enlazado tantos movimientos raros seguidos.

-Largo 4: Era quizás el más sucio de la pared, pero después de un montón de trabajo de Yuji, Caro y Sam, en realidad se convirtió en un 8a excelente, potente y variado.

-Largo 5: Un diedro desplomado y curvo con una fisura excelente en su parte de atrás, pero también muy muy desplomada. Exigente para las manos y desesperantemente técnico para los pies, el largo se hace más y más duro hasta el punto clave, a tres cuartos de altura, con un problema de búlder de regletas y fuerza. Desde allí, movimientos más fáciles aunque todavía muy duros conducen hasta la reunión.

-Largo 6: Bonito largo de 6b+ de fisura.

-Largo 7: Bonito largo de 7a de fisura.

Una de las vías más duras del mundo

Las características y cotación de Zembrocal, sitúan a esta línea de la isla de la Réunion como una de las tapias más duras del mundo por méritos propios. A pesar de que todavía aguarda un encadenamiento enlazando todos sus largos y alguna que otra repetición para consensuar el grado, vale la pena recordar que actualmente no existen propuestas más duras (aunque sí más largas) en ningún lugar del mundo.


 

Otra isla del océano Índico tiene en su roca varias vías de gran dificultad. Efectivamente, se trata de Madagascar y su Monte Tsaranoro, donde brilla con luz propia Tough enough original (380 m, 8c), con primera y única ascensión en libre de Adam Ondra en octubre de 2010. En el mismo escenario, los alemanes Martin Schindele, Lukas Binder, Philipp Hofmann y Tobias Baur abrieron en noviembre de 2011 la prometedora Dreams of youth (700 m, 8c).

En Europa, destaca la creación de los hermanos Pou en el Picu Urriellu Orbayu, propuesta por ellos como de 8c+/9a pero recotada a la baja por sus únicos repetidores Nico Favresse y Adam Pustelník, para quienes se situaría entre el 8b+ y el 8c. Los Alpes italianos acogen también varios ejemplos de vías míticas como Bellavista (240 m, 8c) y Pan aroma (500 m, 8c), ambas de Alex Huber, además de Solo per vecchi guerrieri (150 m, 8c) de Mauricio Zanolla ‘Manolo’. Para terminar con el viejo continente, falta mencionar las míticas suizas WöGu (230 m, 8c), liberada por Adam Ondra, y Zahir+ (300 m, 8c).

En Asia, la máxima dificultad viene marcada por el Corazón de ensueño (210 m, 8c) de Dani Andrada en la gran bóveda de Gétû. Mientras que en América, Yosemite concentra algunas de las mayores dificultades, y muy especialmente el inacabado proyecto de Tommy Caldwell al Capitán Mescalito.


 

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.


 

 

 

 

Últimas noticias