ENVERS DES AIGUILLES

Santi Padrós abre dos goulottes invernales en el macizo del Mont Blanc

Junto con Oliver Gajewski, ha trazado ‘Hypnotic lain’ (370 m, ED, AI6) y con la suma de Valérie Dupont han realizado ‘Folie perseverante’ (210 m, ED, M8+, AI5+) en la zona de Envers des Aiguilles.

Santi Padrós en el L1 de 'Follie perseverante' en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).
Santi Padrós en el L1 de ‘Follie perseverante’ en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).
| No hay comentarios |

Santi Padrós abandonó por una semana los paisajes de Dolomitas, su terreno de juegos habitual, para pasar unos días en el macizo del Mont Blanc. En un invierno en el que ya había realizado actividades tan destacadas como la apertura de Emozioni alpine (115 m, M11?, WI6) con Raffaele Mercuriali y Rolando Varesco en Val Travenanzes, ha sumado dos nuevos itinerarios en la zona de Envers des Aiguilles.

Allí se fijó en una secció de goulottes de las que no había referencias de ascensiones previas. Junto con Oliver Gajewski hizo primero la ascensión de la que han bautizado como Hypnotic lain (370 m, ED, AI6). A continuación, se sumó también Valérie Dupont al equipo y el terceto firmó Folie perseverante (210 m, ED, M8+, AI5+).

Este es el detallado relato que Santi Padrós ha remitido a Desnivel.com sobre esta semana de intensa actividad:

Durante la semana entre el 19 y el 25 de febrero hemos realizado dos primeras ascensiones de carácter invernal en formato goulotte en la zona d’Envers des Aiguilles. Las particulares condiciones de este año hacen que el rincón goce de unas condiciones muy buenas.

Envers des Aiguilles, con las líneas de 'Folie perseverante', 'Hypnotic lain' y 'Sorterriko koblak' marcadas (Foto: Santi Padrós).
Envers des Aiguilles, con las líneas de ‘Folie perseverante’, ‘Hypnotic lain’ y ‘Sorterriko koblak’ marcadas (Foto: Santi Padrós).

La primera via Hypnotic Lain, ascendida junto a Oliver Gajewski, recorre los primeros largo de una vía de verano (Sparke in the rain, C.d Bode/Pascal Camison, 21 de julio 1984) y se encuentra en el bastión de la punta 2.999 m de la aguja de Nantillons, paralela a la reciente primera ascensión de la vía Sorterriko Koblak por Alain Andrés y Garo Azkue.

Escalamos la línea durante los días 19 y 20 de febrero. El primer día aproximamos y fijamos los dos primeros largos, ya que no teníamos muy claras las condiciones del plaquage inicial. Por suerte, esta estaba en condiciones óptimas y disfrutamos escalando rápidos y relativamente seguros esos cien metros increíbles de hielo alpino pegado a la roca. El segundo día y tras perecear un poco en el refugio a causa de una ligera nevada, escalamos el resto del itinerario, en unas condiciones perfectas de hielo alpino de goulotte.

“Hipnosis”, que implica un cambio en el estado de la conciencia y un aumento de la relajación, lo que permite una mejor atención y concentración.

“Lain”, en memoria de Line van den Berg, que con toda su pasión, energía y amor por el alpinismo nos dejó el año pasado en plena naturaleza salvaje…

Santi Padrós en el plaquage de 'Hypnotic Lain' en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).
Santi Padrós en el plaquage de ‘Hypnotic Lain’ en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).

La segunda línea “Folie Perseverante”, ascendida junto a Valérie Dupont y Oliver Gajewski, por una goulotte con entrada en mixto al Capucin du Requin.

Después de casi un metro de nieve reciente caída en el macizo, cuesta creer que aún se puedan realizar primeras ascensiones. La intuición mezclada con nuestra pasión y locura nos lleva a perseguir nuestro objetivo.

Escalamos la línea durante los días 24 y 25 de febrero, ya que el mismo sábado no teníamos muy claro que pudiéramos llegar al pie de vía a causa de la cantidad de nieve y el riesgo de avalanchas. Nos costó un rato llegar al pie de vía y hacia las 11:30 h empezamos a escalar el primer largo.

Escalamos un segundo largo de 70 metros antes de decidir retirarnos al calorcito del refugio Requin, debido también a las incesantes purgas de nieve reciente que caían encima nuestro y que nos dejaron empapados demasiado rápido. El domingo 25, y ya con una méteo un poco más clemente pero muy fría, ascendimos las cuerdas y escalamos otros dos largos fantásticos hasta un pequeño collado cerca de la cumbre del Capucin du Requin.

“Folie”, porque ¿qué hay más bonito que una vida loca?

“Perseverante”, mantenerse constante en la prosecución de lo comenzado, en una actitud o en una opinión (RAE)

Olivier Gajewski en el L1 de 'Follie perseverante' en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).
Olivier Gajewski en el L1 de ‘Follie perseverante’ en Envers des Aiguilles (Foto: S.Padrós).

Quiero agradecer el soporte que me dan mis sponsors para poder seguir con mis andanzas: Trangoworld, Aku, H-Dry y Grivel.

Hypnotic lain, 370 m/ED/AI6

Vía de carácter alpino, en goulotte y con inicio sobre un plaquage de protección aleatoria. El itinerario luego se encaja en una goulotte fantástica, bastante mantenida con algún que otro resalte más vertical. El último largo asciende una lengua de hielo puro delicada y vertical.

Descripción de la aproximación y bajada:

Desde la Aiguille du Midi, descender por el valle Blanco, dirigirse al refugio Requin. Cruzar hacia la base del Capucin du Requin utilizando las pieles de foca y, desde allí, pequeño descenso en dirección al refugio de Envers des Aiguilles hasta llegar a la base de la pared noreste de la punta 2.999 m de 2 a 3 horas dependiendo cantidad y calidad de la nieve.

También se puede acceder desde el tren de Montenvers por el camino de verano pero ojo, las escaleras pueden estar medio enterradas y si hay mucha nieve puede ser imposible llegar andando a la zona.

Dormir en el refugio du Requin o en el de Envers des Aiguilles (no guardado en invierno), puede ayudar a la logística.

Se aconseja volver en dirección al refugio du Requin para descender, usando alguna de las variantes de la Vallée Blanche.

Descripción de los largos:
L1: 45m. 80° (clavo y empotrador)
L2: 60m. 85° (clavo y Avalakov)
L3: 55m. AI4 (clavo y empotrador)
L4: 60m. AI5+ (dos empotradores)
L5: 45m. AI5 (cordino)
L6: 55m. AI5 (cordino)
L7: 50m. AI6 (cordino)
Las reuniones quedaron equipadas de forma minimalista; se aconseja reforzarlas y revisarlas.

Material:
Pitones, empotradores, friends #.1-#3, repetir #.3 al #.75
5-7 tornillos de hielo medio cortos (aunque de poco sirven)

Folie perseverante, 210 m, ED/M8+/AI5+

Vía corta pero alpina. Increíble primer largo de mixto todo de autoprotección, que da paso a una fantástica goulotte no muy difícil en un ambiente aislado y tranquilo.

Descripción de la aproximación y bajada:

Desde la Aiguille du Midi, descender por el valle Blanco, dirigirse al refugio Requin. Cruzar hacia la base del Capucin du Requin utilizando las pieles de foca. 1,5-2 horas según cantidad y calidad de la nieve. Dormir al refugio du Requin, puede ayudar a la logística.

El descenso se efectúa de forma directa hacia el sur hasta el valle blanco. Ojo la parte final que da acceso al glaciar puede estar muy helada o con nieve muy dura, ¡valora el uso de crampones!

Descripción de los largos:
L1- 35m, M8+, AI5+ (2 clavos)
L2- 70m, AI5+ (clavo y puente de roca)
L3- 35m, M6 AI4+ (cordino)
L4- 70m, AI4+ (clavo y empotrador)
La vía fue escalada con cuerdas de 70 m!

Material:
Pitones, empotradores, friends #.1-#3, repetir #.3 al #.75
No usamos ningún tornillo de hielo, valorar si llevar dos o tres.

Cómo, cuándo, por qué….

Y así mientras descendía esquiando el valle blanco con mis fantásticos clientes belgas, me encuentro observando la aguja de Nantillons con millones y millones de líneas formadas listas para escalar.

Coincide que mi amigo Alain Andrés anda por la zona con Garo Azkue, buscando algún rincón donde practicar un poco da alpinismo tranquilo. Les recomiendo que se vayan para Envers des Aiguilles a explorar un poco la zona. Tres días después me llega la topo de su nueva Sorterriko Koblak, 400 metros deliciosos, de alpinismo moderno en el corazón del macizo del Mont Blanc.

Yo estoy de vuelta a Dolomitas terminando una intensa temporada de trabajo en escalada en hielo, pero en mi subconsciente sigo pensando en esa línea en la Aiguille des Nantillons, pues en lo que va de invierno no he tenido mucho tiempo de escalar para mí.

Me empiezo a liberar del trabajo y, tras un fin de semana con mi chica, me organizo con Olivier Gajewski para acercarnos a ver ese pequeño ángulo del mundo. Decidimos subir un día en plan paseo a controlar aproximación y condiciones, los dos necesitamos descansar un poco tras los últimos días intensos de actividad. Así, fijamos el lunes 19 febrero para aproximar al refugio con todos los cacharros y mirar de escalar el plaquage inferior de dudosa condición.

Son las 11:00 h cuando Olivier empieza el primer largo de la vía. De cerca, las condiciones aparecen perfectas; es una locura poder subir por este hielo/nieve pegado a la pared, en una progresión un tanto psicológica pero fácil y rápida. Luego soy yo el que escalo un segundo largo de 60 metros, con tramos a 85º, hasta donde consigo montar reunión. Fijamos nuestras dos cuerdas y descendemos al refugio, contentos de haber escogido este objetivo y ver las condiciones surrealistas del mismo.

El 20 febrero a las 5:00 h está nevando, ¡igual hasta un poco más de lo previsto! Pereceamos en el refugio, esperando que algo de luz nos permita escoger el itinerario justo para llegar a la rimaya donde dejamos todo el material. Claro que al llegar la rimaya se ha cubierto completamente de nieve y nos cuesta un rato recuperar nuestro material.

Mientras remontamos los dos largos, asegurados por nuestras “microtraxion”, cosa poco recomendable, empieza a despejar y salir el sol. Claro que las purgas se suceden, pero el ambiente surrealista, blanco, calentado por el sol primaveral de este loco invierno, parece desearnos un buen día.

Le toca a Olivier el tercer largo. Es un largo de trámite para introducirnos a la tortuosa goulotte escogida. Una vez dentro de ella, sigue esa condición soñada de goulotte “corcho” donde el piolet se afianza con un solo golpe y nos permite progresar sonriéndole a la vida. Alternamos algún tornillo de hielo, de muy dudosa calidad, con protección en roca bastante decente.

Así se suceden otros 4 largos dentro de la fantástica goulotte bastante mantenida, con algunos pasos verticales pero siempre sobre un increíble hielo alpino. Poder escalar un itinerario de estas características en al corazón del macizo del Mont Blanc es todo un placer. Puedo decir que, de todos los itinerarios que he escalado, este es uno de los mejores en su estilo.

El itinerario nos lleva a un pequeño collado antes de la punta 2.999 m. Ahí damos por finalizada nuestra escalada y empezamos a equipar las instalaciones, puede que un tanto minimalistas, para el rápel. En menos de 2 horas estamos con nuestros esquís, felices, muy felices.

Decidimos pasar otra noche en la calma del refugio de Envers des Aiguilles y así descender al valle la mañana siguiente para seguir disfrutando de un alpinismo simple y sincero.

Lecturas relacionadas
Comentarios

Deja una respuesta

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.