1.200 METROS DE VÍA

Martin Feistl y Simon Gietl abren ‘Aura’ en el Sassolungo

La nueva ruta combina dos vías de verano y se desarrolla a lo largo de 1.200 metros de recorrido, con dificultades máximas estimadas en M6 y AI5. Llevaron a cabo la ascensión con un vivac.

Simon Gietl y Martin Feist en 'Aura' al Sassolungo (Foto: @simongietl_alpinist).
Simon Gietl y Martin Feist en ‘Aura’ al Sassolungo (Foto: @simongietl_alpinist).
| No hay comentarios |

Martin Feistl llevaba bastante tiempo observando una línea de hielo inédita en la cara norte del Sassolungo (3.181 m). Dicha vertiente se eleva un kilómetro vertical por encima del suelo del dolomítico valle de Val Gardena. El austríaco ya había estado allí hace dos años, con David Bruder, para repetir a vista Cold fusion (1.000 m, VII-, M8, WI5). “La cara norte del Sassolungo nunca me había dejado ir del todo”, admite.

Finalmente, se dieron las condiciones perfectas y pudo reclutar al compañero ideal para una aventura de este calado: Simon Gietl. El surtirolés lleva un invierno muy prolífico en escalada mixta y juntos ya habían realizado en diciembre un par de interesantes aperturas en Rein in Taufers, con Affogato (150 m, M6, WI7) y Zirmol (150 m, M8, WI4).

Ascensión con un vivac

Así pues, y tras armarse con los consejos y recomendaciones de Hubert Moroder, se lanzaron a por la impresionante vertiente. “Elevándose sobre Val Gardena como un rey, los mil metros de la cara norte del Sassolungo se extiende de forma majestuosa y audaz hacia el cielo”, describe Simon Gietl.

Empezaron su andadura siguiendo los dos primeros largos de la ruta Princess in the heart, de Ivo Rabanser, que les llevó hasta los pies de la impresionante cascada de hielo de La Legrima, de 350 metros y abierta por Adam Holzknecht y Hubert Moroder. Allí, optaron por desviarse y conectar con la arista norte, por la que escalaron cuatro largos más antes de montar un vivac entre una estrecha repisa de nieve y una pequeña gruta. En total, habían escalado 13 largos en la primera jornada.

El segundo día, el objetivo era salir por arriba, a pesar de que tuvieron que soportar fuertes ráfagas de viento. Continuaron fieles a la arista norte durante otros 15 largos hasta llegar a la cima del Sassolungo. Tras completar el descenso, realizaron autoestop para llegar hasta el Passo Sella, donde tenían el coche aparcado.

“Fue una gran aventura, por la que estoy muy agradecido”, escribe Simon Gietl en sus redes sociales. Los aperturistas decidieron bautizar el nuevo itinerario con el nombre de Aura. Han valorado las máximas dificultades halladas en sus 1.200 metros de recorrido con un grado de M6 de escalada mixta y AI5 de hielo.

Línea de 'Aura' al Sassolungo (Foto: @simongietl_alpinist).
Línea de ‘Aura’ al Sassolungo (Foto: @simongietl_alpinist).

Ayudarnos a difundir la cultura de la montaña

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información del mundo de la montaña. Puedes ayudarnos a difundir la cultura de la montaña comprando tus libros y guías en Libreriadesnivel.com y en nuestra Librería en el centro de Madrid, o bien suscribiéndote a nuestras revistas.

¡Suscríbete gratis al boletín Desnivel al día!

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Te enviaremos todas las mañanas un e-mail con las historias y artículos más interesantes de montaña, escalada y cultura montañera.